12 de septiembre de 2010

miedo

miedo.
deberías sentir miedo.
en cualquier momento un rayo
helado podría recorrerte,
entrar por las plantas de los pies,
abrazársete a los muslos, a las caderas,
podría por dentro secarte, mantenerte congelada.

deberías temer por la implosión, cada vez más probable, de tu pecho,
tendrías que estar atenta a las marcas en el cuello,
al gusto a sal de tus encías,a la escarcha en las pestañas,
deberías temer el ver caer todas tus disculpas congeladas
al apenas pronunciarlas.

sería bueno que rieras por días enteros ahora que aún logras hacerlo.

deberías temer porque en cada incendio buscarás calor,
y por dentro seguirás cegada y fría, insensible, insaciable,
y tendrás bien claro de dónde viene el mal,
porque tú lo provocaste.

deberías sentir miedo,
o aprender a actuar sin dejar rastros.
sobreviví porque tengo a qué aferrarme,
¿pero tú...qué harás tú cuando Dios te mande la factura?

9 comentarios:

MaRs0p@ dijo...

Siempre escribe usted exactamente lo que yo siento en el momento.
Gracias!

Rossy dijo...

Como poder explicar lo que uno siente al leerle, simplemente las palabras son precisas, llegan y aun sin vivir algo parecido, gracias por compartirlo...

La monstrua dijo...

en primera instancia pensé que te habías vuelto el traductor de mis emociones... en segunda y más real parece que el mundo vive en constante crisis sentimental...

●๋•pяinсℓ§§ οf ћℓavℓn●๋• dijo...

Me encantan tus palabras y te agradezco que compartas estas obras de arte con nosotros... Gracias gran maestro!!

mariposasalvuelo dijo...

Sentir miedo también SALVA, aunque sea por un instante y luego nos condene. Me gusta sobrevolar tu espacio.

Monica Morales dijo...

...intenso, muy intenso... las imágenes son de una fuerza que hace temblar... es casi apocalíptico.

Me encantó ese "abrazársete" me hace pensar en una hiedra y entonces el rayo y su frialdad estrangulan, ahogan... las imágenes son duras e imponentes.

Incluir a Dios en la frase final le da el toque de castigo divino que estremece.

En este poema se percibe un fuerte contraste respecto de tus textos amorosos... es la intensidad antónima, desgarradora e inmisericorde lo que mueve el tapete y conmueve.

Muy bien!
saludos!

Lily dijo...

me encanta... no hay palabras, fuerte, directo y desde la raiz se quedan cortas. Hermoso!

Harif Arriola dijo...

Maestro me gustaria su critica en mi prosa irreverente como intento llamar a mis escritos..

YeSsAle dijo...

No se bien si me gusto, me espanto, me preocupo o que...
jajaja
pero siempre un placer leerte!